Cómo organizar una boda civil

 La versatilidad y personalización de las ceremonias civiles atraen, poco a poco, a más novios que buscan dar el “sí, quiero” de una forma única. Y es que atrás queda ese concepto gris y distante de contraer matrimonio en una ceremonia civil. 

Por este motivo, y para que el proceso se os haga un poco más sencillo, queremos guiaros para organizar una boda civil sin perder detalle. 

 

¿Dónde lo celebramos? 

Encontrar el lugar perfecto para organizar una boda civil es más sencillo de lo que en un primer momento pudiera parecer. 

Desde celebrar el evento al aire libre hasta optar por un bello emplazamiento que os ofrezca las facilidades de las que queréis disfrutar. 
  

Celebrar vuestra boda civil en el exterior 

Si, como pareja, os une la intimidad de lo conocido y del hogar, además de un cierto amor por la naturaleza y el aire libre, organizar vuestra ceremonia en el jardín o en la finca de algún familiar puede ser la opción ideal. Esta preciosa forma de uniros en matrimonio os ofrece luz natural, perfecta para las fotografías de la ceremonia, y un espacio amplio en el que los pequeños pueden jugar. 

Además, si decides hacer la boda en tu jardín, el servicio de catering de Eventos Uleta es una puesta segura 

 

Hotel Jardines de Uleta: tu boda civil en interior y exterior 

La posibilidad de organizar vuestro enlace en un lugar adecuado para ello es otra de las opciones que podéis barajar. De hecho, organizar una boda civil en un hotel cuenta con la ventaja de poder reservar habitación y evitar coger el coche tras la fiesta; así como dejar en manos del servicio de eventos la organización de la ceremonia. De modo que si buscáis dónde organizar una boda civil en Vitoria, en el Hotel Jardines de Uleta disponen de salones para todo tipo de bodas civiles, donde estamos seguros de que podéis obtener unas bonitas y originales fotografías, además de comida para todos los gustos.  

 

Banquete o cóctel 

Decantarse por uno u otro depende de las características de vuestro enlace, siendo ambas opciones igualmente creativas.

El banquete para una boda civil es ideal para bodas con mayor número de invitados. Esta opción, algo más formal, os permite disfrutar de la comida con mayor tranquilidad. 

Como novios, podéis elegir la organización de los invitados en las mesas y visitar cada una de ellas para saludar a todos los invitados. 

El cóctel, por su parte, es perfecto para crear un ambiente más distendido. Si lo que buscáis es conversación y libertad de movimiento entre los invitados, el cóctel es vuestra elección. Además, esta opción tiende a ser más económica y permite a los novios pasar tiempo con todos los invitados. Os recomendamos incluir algunas sillas si tenéis invitados de edad avanzada que puedan cansarse con mayor facilidad. 

También podéis considerar la opción de realizar cóctel y banquete; un triunfo para los más glotones.  

 

Cuenta con la familia o amigos 

El enlace es el momento idóneo para contar con las palabras de vuestros seres más queridos

Para ello, podéis pedir a la madrina o el padrino, o a alguno de vuestros amigos más cercanos, que lean unas cuantas frases en vuestra boda civil. 

Tanto si preferís colocar estos pequeños discursos antes de confirmar oficialmente vuestra unión, como si preferís que sea durante el banquete o cóctel, vuestros allegados pueden contar al resto de invitados alguna anécdota bonita o graciosa, recitar un poema breve, o expresar la alegría que sienten por vuestro enlace. 

 

 

Decoración

La decoración de vuestra boda civil es otro de los aspectos a tener en cuenta. 

Las empresas especializadas en eventos pueden decorar el lugar en el que se oficie la ceremonia con el estilo que sea de vuestro gusto: desde bodas temáticas como el estilo de los 80, pasando por ceremonias clásicas, hasta bodas civiles sencillas y cercanas. 

La presencia de flores siempre hace del entorno un lugar armonioso y bonito, y el uso de guirnaldas para interior puede crear un ambiente mágico que diferencie vuestra ceremonia de cualquier otra. 

Además, siempre podéis ser vosotros quienes realicéis la decoración de la ceremonia, especialmente si sois unos manitas y os gusta el DIY

Si optáis por organizar vuestra boda en el jardín, podéis emplear muebles antiguos, bengalas y realizar juegos dinámicos como el limbo. 

  

Detalles en la boda 

Si queréis recurrir a detalles que amenicen vuestra boda civil en Vitoria o sumar originalidad al enlace, un rincón de dulces y un photocall para boda son dos buenas ideas a tener en cuenta. 

Por otra parte, no olvidéis el libro de firmas. Para ser un poco más originales, podéis colocarlo en un rinconcito sobre un atril rodeado por flores o decorado según la temática de la ceremonia y dejar que quien lo desee se acerque a firmar. 

Como habéis podido ver, organizar una boda civil es una aventura emocionante, e incluso algo más desafiante que una ceremonia tradicional. Por vosotros y vuestra ilusión… ¡vivan los novios!